sábado, 3 de mayo de 2014

Eutanasia televisiva o como morir con la poca dignidad que queda (Two and a half men)

Charlie Harper era un buen personaje (si me anime a decirlo).

Si era alcoholico, drogadicto, mujeriego, pero era un buen personaje. Precisamente ese es el gran problema actual de TAHF que ya no tiene un buen personaje principal.
Alan es un verdadero imbecil (ni siquiera un "adorable" imbecil) y Walden no hay manera de agarrarle cariño (yo personalmente no soporto a Kutcher).

La partida obligatoria de Sheen y la "renuncia" de Angus T. Jones termino de matar una serie que se debio de haber terminado en la sexta temporada (pero el sadico de la television, Chuck Lorre, no lo iba a permitir), pero con un actor "carismatico" como Kutcher hay gente que aun sigue torturandose con esta cosa.

Lo mejor que le ha pasado a la serie fue la aparicion del fantasma de Charlie en un sueño del idiota de Alan personificado por la MARAVILLOSA Kathy Bates en un par de secuencias geniales.

Quiero aclarar que no todo es odio para Chuck Lorre. Ya mas adelante hablare de mi personaje comico favorito de la actualidad que esta precisamente en otra de sus comedias.

Ya me desahoge y opinen.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario